miércoles, marzo 07, 2012

BON IVER

Justin Vernon es Bon Iver. A Justin Vernon se le une en directo Sean Carey (batería, vocales, piano, vibráfono) y Mike Noyce (vocales, guitarra barítono, guitarra). Noyce fue alumno de guitarra de Vernon en la escuela secundaria, en tanto que Carey se acercó a Vernon en el primer concierto de Bon Iver diciendo que podía tocar y cantar todas las canciones, tras lo cual ambos tocaron algunas de ellas juntos.

Su anglicanizado nombre, Bon Iver, es un juego de palabras entre una corrupción del francés “bon hiver” (buen invierno), que refleja el momento en que nació su proyecto. Grabado en una cabaña de troncos de rodeada de nieve en el noroeste de Wisconsin, el álbum de debut de Vernon, For Emma, forever ago, es inseparable de su historia romántica y nostálgica de raíces de Thoreau. De acuerdo con Vernon, fue durante ese tiempo cuando concibió el nombre de Bon Iver; mientras estaba postrado en la cama con la mononucleosis, comenzó a ver la serie de televisión Doctor en Alaska en DVD. Un episodio describe a un grupo de ciudadanos en Alaska, donde tiene lugar la serie, saliendo de sus casas tras la primera nevada del invierno y deseando un “bon hiver” (“buen invierno” en francés). Al principio Vernon lo transcribió como “boniverre”, pero cuando aprendió a escribir francés por si mismo, decidió no utilizarlo, puesto que “hiver” le recordaba mucho a “liver” (hígado), la fuente de su enfermedad en aquel momento.

Vernon (nacido en 1981 en Northwestern) creció en Eau Claire, Wisconsin, y fue futbolista en la escuela secundaria y cursó religiones mundiales en la Universidad. Vernon fundó la banda Mount Vernon con su compañero compositor de música independiente John Barreca, y también DeYarmond Edison – ambas bandas de indie-rock cuyo origen estaba en Eau Claire, donde aún continúa residiendo. DeYarmond Edison estaba formado por Vernon, Brad y Phil Cook, y Joe Westerlund, y se trataba de un grupo folklórico de indie similar en tono y forma a Iron & Wine, Little Wings y, en cierta medida, a Bonnie Prince Billy. Tras un largo periodo de éxito en la escena musical de Eau Claire, los cuatro compañeros de la banda abandonaron su larga estancia en su hogar natal y se trasladaron a Raleigh, Carolina del Norte, para intentar tener éxito en un lugar diferente. La banda se autoprodujo cuatro discos, el primero de los cuales se titulaba DeYarmond Edison, y el segundo, Silent signs. Existe un EP de material no publicado disponible en su página de Myspace. Pero, apenas más de un año más tarde, las cosas habían cambiado totalmente: Vernon, se sentía fuera de lugar en Raleigh, rompió con la única banda con que colaboraba, rompió con su novia, sostuvo un duro combate con la mononucleosis hepática, y perdió, decidiendo su vuelta a casa. “Me fui corriendo,” confiesa Vernon. “La situación era insostenible. Trabajaba haciendo una faena que odiaba y estaba en una banda que tras diez años juntos se acababa de romper. Necesitaba salir.” Los miembros restantes de DeYarmond Edison continuaron su andadura formando una nueva banda, llamada Megafaun y siguieron siendo buenos amigos de Vernon.

Vernon encontró la salvación en una cabaña de caza de ciervos que construyó su padre en los bosques del noroeste de Wisconsin, a 70 de Eau Claire. Estableciéndose a base de alimentarse con la carne de dos ciervos, unas latas de cerveza y con un corazón fuerte, Vernon comenzó a escribir canciones. Terminó estando cuatro meses viviendo y trabajando en forma aislada en medio de un invierno nevado, cortando madera durante el día, y tocando blues por la noche.

Había terminado recientemente de ayudar a la banda The Rosebuds a hacer alguna grabación y se llevó con el algún material básico de grabación cuando se fue a la cabaña. Vernon tocaba todos los instrumentos durante la grabación durante la grabación y cada canción estaba altamente editada con un gran número de overdubs. Vernon escribió la mayor parte de las letras del álbum grabando una melodía sin letra y escuchando la grabación una y otra vez, y escribiendo las letras de acuerdo al sonido de las sílabas de la melodía. En una entrevista, Vernon dijo: “las palabras como decisión o intención no flotan en mi cabeza porque yo ya fui”. “Dejé Carolina del Norte y fui hacia allá porque no sabía exactamente a donde ir y sabía que quería estar solo y sabía que quería estar donde hiciera frío, y porque necesitaba tratar de dar sentido a mi vida. No fui allí pensando que iba a hacer un disco.”En otra entrevista, Vernon describe qué aparatos utilizó para grabar el álbum: “Tenía un equipo muy ligero y básico: un Shure SM57 y una vieja guitarra Silvertone. Despojé a mi hermano de su vieja batería… algunas otras cosas pequeñas -cosas que me hacía o que encontraba tiradas por ahí.”

“Era consciente de estar viviendo un momento mágico, haciendo un disco en un país de las maravillas invernal,” advierte Vernon. “Fui allí porque sentí que no tenía adónde ir, ,” continúa Vernon. “Yo sabía que escribiría canciones, trabajaría en la música, pero no tenía idea, hasta aproximadamente a mitad de camino, que lo que estaba haciendo era un proyecto nuevo. Ni siquiera sabía en ese momento que era un disco lo que estaba haciendo.” El disco resultante, For Emma, forever ago, es un conjunto de canciones tristes, con la sensación de baja fidelidad del primer álbum de Iron and Wine, que la reverberación natural de la naturaleza de la cabina es convertida por Vernon en música emotiva con un aire misterioso, encantador y vivo. El proyecto en solitario Vernon tomó de DeYarmond Edison su sonido introspectivo y folky embellecido con toques orquestales extravagantes que emulaban a Sparklehorse y el optimismo de The Flaming Lips.

Apareciendo en el título el nombre de Emma (el segundo nombre de una ex-novia), suena para todo el mundo como un disco de ruptura. “Honestamente, no lo es realmente,” refuta Vernon. “Trata sobre mí y sobre otras personas. Es un estudio de los años precedentes, todas estas diferentes cosas que sentía. No entré en aislamiento tras conseguir dar un vuelco a mi vida y hacer un disco. Trata sobre ese antiguo amor, ese amor perdido que había perdurado durante años... esos sentimientos que se manifiestan en un determinado lugar y tiempo.”

Y mientras Vernon deseaba componer en un idealizado trasfondo de cabina nevada, incluso no pudo evitar caer en esa trampa temática. For Emma, forever ago “está concebido con neumáticos de tractor y barro,” dice. “Concebido con registros apilados y un molino de la sierra. Concebido con las manos de mi padre que construyeron la cabina. Concebido por los pinos y las nevadas colinas y senderos. Concebido por el tiempo, por el invierno.”

Cuando abandonó la cabina, todavía se sentía deprimido, pero con una visión retrospectiva y un disco de arranque. Vernon declararía más tarde “cuánto supuso todo ello” para él y su autoestima. El cambio comenzó cuando decidió imprimir y publicar por su cuenta un lote de CDs, en 2007. Pero, principalmente, los envió a varias webs de internet y blogs, donde sus grabaciones encontraron una acogida instantánea. “Me siento bien en el sentido de que algo que sentía tan personal impactó en tanta gente,” dijo Vernon.

Decidió purgar su mal momento a través de estas canciones. Ese espíritu de soledad y abandono sobrevuela cada segundo del álbum, se hace palpable y logra hacer partícipe e involucrar al oyente. A pesar de la falta de medios y de la precariedad de recursos, Vernon se ayuda de la imaginación para lograr un folk lleno de matices que a menudo escapa de las convenciones del género: capas de guitarras acústicas superpuestas, slides que campan a sus anchas por los altavoces, percusiones susurradas que acaban por estallar (literalmente: en el Act II de The wolves hace creer que son fuegos artificiales), vientos que aparecen con discreción en el momento y lugar adecuados (For Emma), teclados y efectos mínimos pero tremendamente eficaces y, sobre todo, su voz. El estremecedor y quebradizo falsete, casi fantasmal, de Vernon gobierna las canciones, doblándose y multiplicándose, coreándose a sí mismo y presumiendo de un sorprendente aire soul, que sin duda es su mejor arma y supone uno de los mayores atractivos del disco.

Las canciones de For Emma consisten en capas gruesas envueltas de paredes de corales exuberantes, con poco más que una antigua guitarra acústica o una batería ocasional proporcionando estructura. Los registros en falsete que canta Vernon expresan dolorosamente el significado detrás de sus manifiestos, pero extrañamente textos enrevesados. Esta nueva ruta vocal actúa como personaje principal de las canciones y origen de la melodía. A pesar de su complejidad, el disco fue grabado totalmente y creado por Vernon con nada más que unos micrófonos y un equipo de grabación antiguo. Este aspecto casero se muestra en algunas secciones de canciones, pero está oculto por el sonido impresionante y casi orquestal que Vernon logró producir por sçi mismo, dentro del frágil esqueleto de la cabaña de su padre.

Tras ser oficialmente lanzado el álbum de Bon Iver, For Emma, forever ago por el sello independiente Jagjaguwar (hermanada con el sello canadiense Secretly) en enero de 2008, vendió más de 30 mil copias en sus primeros tres meses, convirtiéndose en su mayor y más rápida venta de su historia. En medio de un éxito inesperado y con resmas de alabanzas crecientes, el histórico sello inglés 4AD firmó con Bon Iver, publicando For Emma, forever ago en toda Europa.

Junto a Sean Carey, quien lo acompañó en sus conciertos de promoción, Vernon recorrió toda la costa oriental de Estados Unidos y Canadá durante el resto del año, compartiendo el escenario con el compositor de ideas afines a Vernon, Elvis Perkins. A medida que avanzaba el año, el álbum se hizo bastante popular entre público y críticos, y finalmente aterrizaría en varias de las listas de los mejores discos de finales de 2008.

Debido a la gran cantidad de overdubbing en For Emma, forever ago, Justin Vernon estaba preocupado porque no hubiera suficientes voces para duplicar el sonido de las canciones del album. Para compensar este problema, Bon Iver repartió partituras de algunas de las canciones a la audiencia para que las cantara durante los conciertos. En una entrevista con Pitchfork, Vernon describió este dilema: “No quiero ser el tipo que canta con una guitarra acústica, porque esto es bastante aburrido. La canción realmente necesita entre 80 y 500 personas cantando o lo que de el ambiente de la sala. Necesita esa lucha”.

En 2009, Bon Iver lanzó el EP Blood bank, esencialmente una adición a las grabaciones de For Emma, forever ago. Este trabajo de cuatro canciones debutó inesperadamente en el puesto número 16 en la lista Billboard. Junto con dos canciones de Bon Iver que aparecen en una recopilación del sello indie Dark Was the Night, el estatus de Vernon como artista indie se consolidó. A finales de 2009, Vernon debutó con su proyecto paralelo, Volcano Choir, una colaboración ad-hoc con miembros del grupo post-rock de Wisconsin, Collections of Colonies of Bees.

En 2010, Vernon contribuyó con una canción a la recopilación de Dark Was the Night, y tocó en un irónico supergrupo de soft-rock revival llamado Gayngs en su LP de debut Relayted, y colaboró con Kanye West en su elogiado álbum My beautiful dark twisted fantasy. En 2011, el cantante de 14 años de edad Birdy hizo un cover de Skinny love de Bon Iver, y consiguió entrar en el Top 25 de la lista de singles británica, mostrando que la influencia pop-cultural de Vernon se había extendido ampliamente.

En 2011, Bon Iver finalmente lanzó la esperada continuación de For Emma, forever ago. El segundo álbum de Bon Iver, Bon Iver, era un conjunto de canciones cada una escrita sobre diferentes lugares del mundo. El disco tenía un sonido más intrincado y centrado en el estudio, que emplea una matriz de efectos y, en particular, instrumentos de viento, incluyendo el notable trabajo del saxofonista invitado Colin Stetson.

“Creo que de esa manera que yo estaba envalentonado viendo cómo funcionaba el trabajo de Bryce y Aaron Dessner (de The National),” dijo Vernon a The Guardian. “Y también cómo funcionaba el trabajo de Kanye: ‘quiero conseguir eso, una orquesta de 80 componentes’. Y supongo sólo fue como: ‘¡Oh, puedo verlo ahora!’ Conozco a mis dos saxofonistas favoritos mundiales, así que ¿por qué no reunirlos en la misma habitación?”

El mérito de Bon Iver fue abrumador, con Pitchfork puntuándolo con un 9.5, el álbum debutó en el número 2 en Estados Unidos, 2 en Australia, 4 en Reino Unido y alcanzó el número 1 en Noruega y Dinamarca. La época de Bon Iver había llegado: se había convertido en verdadera estrella del pop.

Fuentes: http://altmusic.about.com, http://www.caratuleo.com, http://www.mundofanclub.com, http://www.ambledown.com, http://www.starpulse.com, http://rincondesconexion.blogspot.com

Canciones recomendadas:

BON IVER

Flume, Lump sum, Skinny love, BlindsidedFor Emma, Re: stacks (For Emma, forever ago)

Blood bank, Beach baby, Woods (Blood bank EP)

Perth, Minnesota, WI, Holocene, Towers, Michicant, Wash, Calgary (Bon Iver)

DEYARMOND EDISON

Leave me wishing more, As long as I can go, Dusty road (so kind), The lake, Conquistadors, Jackson & David, (DeYarmond Edison)

Silent signs, Heroin(e), First impression, Bones, Dead anchor, Heart for the hire (Silent signs)

Song for a lover of long ago, Where we belong (Unreleased EP)

Vídeos:

Skinny love, For Emma, Flume, Re: stacks y Blindsided, del primer álbum de Bon Iver, For Emmma, forever ago:

Skinny love - Bon Iver


For Emma - Bon Iver


Flume - Bon Iver


Re: stacks - Bon Iver


Blindsided - Bon Iver


Blood bank y Woods, del EP Blood bank:

Blood bank - Bon Iver


Woods - Bon Iver


Holocene, Calgary, Towers, Wash, Perth y Minnesota, WI, del álbum Bon Iver:

Holocene - Bon Iver


Calgary - Bon Iver


Towers - Bon Iver


Wash - Bon Iver


Perth - Bon Iver


Minnesota, WI - Bon Iver


De DeYarmond Edison, Leave me wishing more, As long as I can go, Dusty road (so kind), Conquistadors y Jackson & David, de su álbum DeYarmond Edison, Bones, Silent signs y Heroin(e), de su álbum Silent signs, y Where we belong de su EP Unreleased:

Leave me wishing more - DeYarmond Edison


As long as I can go - DeYarmond Edison


Dusty road (so kind) - DeYarmond Edison


Conquistadors - DeYarmond Edison


Jackson & David - DeYarmond Edison


Bones - DeYarmond Edison


Silent signs - DeYarmond Edison


Heroin(e) - DeYarmond Edison


Where we belong - DeYarmond Edison