domingo, julio 08, 2012

Grandes álbumes: THE CLASH - London calling

London calling es el tercer álbum de la banda punk-rock británica The Clash. Fue lanzado en Reino Unido en diciembre de 1979 a través de CBS Records y en Estados Unidos en enero de 1980 a través de Epic Records. El álbum representó un cambio en el estilo musical de The Clash, con elementos de reggae, ska, funk, pop, soul, jazz y rockabilly más prominentes que en sus anteriores dos álbumes.

Los temas del álbum incluyen el desplazamiento social, el desempleo, los conflictos raciales, el consumo de drogas y las responsabilidades de la madurez. El álbum recibió críticas positivas unánimes y fue clasificado en el número 8 en la lista de Rolling Stone de Los 500 mejores álbumes de todos los tiempos en 2003. London calling fue un álbum Top 10 en Reino Unido y su single London calling fue un Top 20. Ha vendido más de 5 millones de copias en todo el mundo y fue certificado Disco de platino en Estados Unidos.

Después de grabar su segundo álbum Give 'em enough rope (1978), la banda se separó de su mánager Bernard Rhodes. Esta separación significaba que el grupo tendría que dejar su estudio de ensayos en Camden Town y buscar otra ubicación para componer su música. Buscando inspiración en el rockabilly, ska, reggae y jazz, la banda comenzó a trabajar en el álbum durante el verano de 1979. Su mánager de giras Johnny Green había encontrado para el grupo un nuevo lugar para ensayar llamado Vanilla Studios, que se encontraba en el fondo de un garaje en Pimlico. The Clash rápidamente escribieron y grabaron demos, con Mick Jones componiendo y arreglando la mayor parte de la música y Joe Strummer escribiendo los textos.

En agosto de 1979, la banda entró en los estudios Wessex para empezar a grabar London calling. The Clash pidió a Guy Stevens que produjese el álbum, pese a la consternación de CBS Records. Stevens había tenido problemas con el alcohol y las drogas, y sus métodos de producción no eran convencionales. Mientras grababan, zarandeaba escaleras y lanzaba sillas alrededor del grupo para crear un ambiente emocional. The Clash progresaron con Stevens, especialmente el bajista Paul Simonon, quien encontró su trabajo muy útil y productivo para su interpretación y su grabación como una banda. Durante la grabación, la banda jugaría al fútbol para pasar el tiempo, como forma de enlazar la forma de poner su mente fuera de la música, y la seriedad del juego. Haciendo esto ayudó a reunir a la banda, unificándoles, haciendo más fácil y productivo el proceso de grabación. Todo el álbum fue grabado en cuestión de semanas, con muchas canciones grabadas en una o dos tomas.

London calling, la canción que da título al álbum, fue parcialmente influenciada por el accidente de marzo de 1979 en un reactor nuclear de Three Mile Island, en Pennsylvania. Las letras de Strummer también ponían en solfa los problemas del aumento del desempleo, el consumo de drogas y el conflicto racial en Gran Bretaña. La segunda canción, Brand new Cadillac, fue escrita y grabada originalmente por Vince Taylor, y fue la primera canción grabada para London calling. La banda cita la canción como "uno de los primeros registros de rock'n'roll británico" y la había inicialmente utilizado como un simple ritmo antes de ser grabada. Rudie can't fail, la quinta canción del álbum, aparece con una sección de viento y mezclas de música pop, soul y reggae juntos. Sus letras giran alrededor de la crónica de la vida de un hombre joven amante de la diversión que es criticado por su incapacidad para actuar como un adulto responsable.

Spanish bombs es una canción sobre la Guerra Civil Española, que recibió críticas positivas, como "es una combinación de letras reflexivas y una interpretación enérgica" que la hizo una de las canciones más importantes de London calling. La octava canción del álbum, Lost in the supermarket, fue escrita por Strummer, quien imaginaba la infancia de Jones creciendo en un sótano con su madre y su abuela. Clapmdown comenzaba como una parte instrumental llamada Working and waiting, y su letra trata sobre la gente que abandona el idealismo de la juventud e insta a los jóvenes a luchar contra el status quo. La décima canción, The guns of Brixton, fue la primera composición de Paul Simonon que grabó la banda y la primera en que aparece como vocalista principal. Simonon se mostró originalmente dudoso sobre la letra de la canción, que discutía acerca de una mirada paranoica personal sobre la vida, pero Strummer le animó a seguir trabajando en ella.

La canción duodécima del álbum, Death or glory, muestra a Strummer mirando hacia atrás en su vida, reconociendo las complicaciones y las responsabilidades de la edad adulta. Mientras trabajaba en The card cheat, la banda grabó todo dos veces para crear "un sonido tan grande como fuese posible". Revolution rock, una canción reggae, recibió críticas de distinto signo, y Strummer y Jones fueron también criticados por NME por su incapacidad para componer canciones de amor con credibilidad. La canción final, Train in vain, originalmente no fue incluida en el listado de canciones impreso en la portada del álbum. La canción inicialmente iba a ser regalada gratuitamente a través de una promoción con NME, pero cuando el trato fracasó fue añadida al álbum en el último momento.

La portada del disco incluye una fotografía de Simonon golpeando su bajo Fender Precision contra el escenario en el Palladium de Nueva York en septiembre de 1979, durante la gira Clash Take the Fifth por Estados Unidos. Pennie Smith, quien fotografió a la banda para el álbum, originalmente no quería que la fotografía se utilizara, ya que pensaba que estaba demasiado desenfocada, pero Strummer y el diseñador gráfico Ray Lowry pensaron que sería una buena portada para el álbum. En 2002, la fotografía de Smith fue nombrada la mejor fotografía de rock and roll de todos los tiempos por la revista Q, comentando que "captura el momento último del rock'n'roll; la pérdida total del control".

La portada fue diseñada por Lowry y fue un homenaje al diseño de la portada del álbum de debut homónimo de Elvis Presley. En 1995, Big Audio Dynamite utilizó el mismo esquema para su álbum F-Punk. La portada de London calling fue elegida entre las diez mejores por el Royal Mail para un set de "Portadas clásicas de álbumes" para sellos emitidos en enero de 2010.

El álbum fue lanzado en Reino Unido en formato vinilo en 1979, y en Estados Unidos en vinilo y cinta cassette de 8 pistas en 1980. Un diseño de portada desplegable del LP fue lanzado sólo en Japón. Aunque London calling fue lanzado como un doble álbum, fue vendido sobre el precio de un solo álbum. El sello discográfico de Clash, CBS, en un principio rechazó la petición de la banda para el álbum de ser lanzado como un doble disco, pero en cambio CBS les dio permiso a la banda para incluir un single de 12 pulgadas reproducido a 33⅓ rpm. Finalmente, el registro de 12 pulgadas previsto se convirtió en un segundo LP de 9 canciones.

Tras su lanzamiento, London calling vendió aproximadamente dos millones de copias. El álbum alcanzó el número 9 en Reino Unido y fue Disco de oro en diciembre de 1979, pisando fuerte fuera de Reino Unido, alcanzando el número 2 en Suecia y el 4 en Noruega. En Estados Unidos, London calling alcanzó el puesto número 27 en la lista de álbumes pop de Billboard y fue certificado Disco de platino en febrero de 1996. El álbum producido dos de los singles más exitosos del grupo.

London calling había precedido el disco con su lanzamiento en diciembre de 1979. Alcanzó el número 11 en la lista de singles británica. En el vídeo musical de la canción, dirigido por Letts, aparece la banda tocando la canción en un barco en medio de una lluvia torrencial con el río Támesis detrás de ellos. En Estados Unidos, Train in vain, con London calling en la cara B, fue lanzada como single en febrero de 1980. Alcanzó el puesto número 23 en la lista Billboard Hot 100 singles y el número 30 en la lista Billboard Disco Top 100.

Se lanzó en formato cassette en Reino Unido en 1986 y en CD en Estados Unidos en 1987, con una versión remasterizada en Reino Unido en 1999, y en Estados Unidos en 2000 junto con el resto del catálogo de la banda. En 2004, fue publicado una edición Legacy de 25 aniversario con un digipack con un CD y DVD bonus. En el bonus CD aparece The Vanilla tapes, con grabaciones inéditas realizadas por la banda a mediados de 1979. El DVD incluye The last testament - The making of London calling, una película dirigida por Don Letts, así como secuencias de vídeo inéditas y vídeos musicales. Una edición limitada en formato LP fue lanzada en 2010.

El álbum recibió críticas positivas. Fue nombrado mejor álbum de 1980 en una encuesta de la revista Rolling Stone hecha sobre críticos musicales, y también encabezó una encuesta similar de Village Voice Pazz & Jop de 1980.

London calling es considerado como uno de los mejores álbumes de todos los tiempos. En 1987, se ocupó el puesto número 14 en la lista de Los 100 mejores álbumes de los últimos 20 años de la revista Rolling Stone, y esta misma revista lo situó en el número 1 de su lista de 1989 de Los 100 mejores álbumes de los 80 (fue lanzado en diciembre de 1979 en Reino Unido, pero en enero de 1980 en Estados Unidos, y por ello fue calificado como un álbum de los 80 para Estados Unidos para la revista). En 1993, NME clasificó el álbum en el número 6 en la lista de Los mejores álbumes de los 70. La revista Vibe incluyó el doble álbum en su lista de Los 100 álbumes esenciales del siglo XX. La revista Q posicionó al álbum en el número 4 en su lista de 1999 de Los 100 mejores álbumes británicos, y, en 2002, incluyó el álbum en su lista de Los 100 mejores discos de punk.

En 2007, London calling fue introducido en el Salón de la fama de los Grammy, una colección de grabaciones de calidad duradera o significación histórica. El álbum fue incluido en la serie de BBC Radio 1, Masterpiece classics de 2009, siendo marcado como uno de los álbumes más influyentes de todos los tiempos, 30 años después de su versión original.

En diciembre de 2010, la BBC informó que una película sobre la grabación de London calling se encontraba en las primeras etapas de la producción. Mick Jones y Paul Simonon trabajan como productores ejecutivos de la película. El guión fue escrito por Jez Butterworth, y Alison Owen y Paul Trijbits fueron elegidos como productores. El rodaje de esta película coincidiría en el tiempo con el de la película que está previsto filmarse pronto sobre la vida y obra del fallecido ex líder de la banda Joe Strummer.

Listado de canciones:

1.- London calling
2.- Brand new cadillac
3.- Jimmy Jazz
4.- Hateful
5.- Rudie can't fail
6.- Spanish bombs
7.- The right profile
8.- Lost in the supermarket
9.- Clampdown
10.- The guns of Brixton
11.- Wrong 'em Boyo
12.- Death or glory
13.- Koka Kola
14.- The card cheat
15.- Lover's rock
16.- Four horsemen
17.- I'm not down
18.- Revolution rock
19.- Train in vain

Edición 25 aniversario
20.- Paul's tune
21.- Lonesome me
22.- The police walked in 4 Jazz
23.- Up-toon
24.- Walking the sidewalk
25.- Where you gonna go (Soweto)
26.- The man in me
27.- Remote control
28.- Working and waiting
29.- Heart & mind

Vídeos:

London calling - The Clash


Brand new Cadillac - The Clash


Jimmy Jazz - The Clash


Hateful - The Clash


Rudie can't fail - The Clash


Spanish bombs - The Clash


The right profile - The Clash


Lost in the supermarket - The Clash


Clampdown - The Clash


The guns of Brixton - The Clash


Wrong 'em Boyo - The Clash


Death or glory - The Clash


Koka Kola - The Clash


The card cheat - The Clash


Lover's rock - The Clash


Four horsemen - The Clash


I'm not down - The Clash


Revolution rock - The Clash


Train in vain - The Clash


Paul's tune - The Clash


Lonesome me - The Clash


The police walked in 4 Jazz - The Clash


Up-toon - The Clash


Walking the sidewalk - The Clash


Where you gonna go (Soweto) - The Clash


The man in me - The Clash


Remote control - The Clash


Working and waiting - The Clash


Heart & mind